Recuerdos de Atlantida

La imagen puede contener: exterior

Recuerdos de Atlántida – El principio y el fin…

Atlántida sigue siendo un misterio para muchos, pero otros tienen la certeza de que es ésta una parte fundamental de nuestra historia. Los mitos alrededor de Atlántida son muchos, las pruebas de su existencia, sin embargo, son casi inexistentes tal cual sucede con casi todos los fenómenos significativos en la historia de la humanidad. Ni siquiera sabemos hoy quiénes y por y para qué han construido las pirámides en México, en Egipto, etc.

Aún si existiera o si se hallaran construcciones de lo que fue Atlántida, sucedería lo mismo que con las pirámides, solamente serviría ello para elaborar muchas hipótesis que simplemente profundizarían la duda.

Las certezas acerca de los fenómenos como el de Atlántida no se consiguen del modo empírico, no se hallan a través de la exploración convencional; pues, si acaso el propósito de quienes gobernaban y ostentaban el poder en Atlántida era el de no dejar rastro alguno de aquella civilización, pues, sería una pérdida de tiempo seguir buscando pistas o pruebas de su existencia a través del modo exploratorio convencional (científico).

No hallaremos prueba irrefutable alguna de Atlántida, como no la hallaremos acerca de la existencia de Jesús el Cristo, y como no la hallaremos acerca de ninguno de los factores fundamentales que dieron forma a nuestra realidad humana.
Pero, sabemos que no es el modo empírico, exploratorio o el científico, la única manera de acceder a la información y al conocimiento. Existen otros medios de acceder al conocimiento, existe una visión extrasensorial, que es aquella que nos permite ver lo que no se ve con los ojos humanos, que nos permite comprender lo que la razón aún no es capaz de explicar del todo…

Podemos acceder al conocimiento, así como quien accede a un servidor en el cual está la información que busca. Así como quien navega por internet con licencia y con las claves de acceso a los servidores de contenido y puede “bajar la información que busca”. Así, del mismo modo podemos navegar en el éter, en el Akasha o en “el Cielo”; pues allí está toda la información.

Pero, algunos no necesitamos navegar en el éter, tampoco necesitamos pruebas fácticas que afirmen la existencia y el propósito de Atlántida, algunos sencillamente recordamos… Estos recuerdos pueden ser tal cual los recuerdos de la infancia, imágenes, sensaciones, momentos que es posible recrear; o, pueden ser más remotos y lejanos, percepciones, sensaciones más compactas que debemos ir decodificando, traduciendo al lenguaje de esta generación.

Nuestro lenguaje impone restricciones en la interpretación de la realidad, no solo el lenguaje literal, sino los paradigmas en base a los cuales juzgamos y valoramos lo que percibimos. No somos tan libres y originales como creemos a la hora de elaborar un pensamiento, un juicio, estamos muy condicionados por el pasado, por los programas culturales, etc. Por ello, traer un recuerdo remoto, como puede ser el recuerdo de Atlántida, es casi como traducir un idioma que no conocemos… como leer inglés para quien apenas lo entiende… componer la idea de lo que era en aquel entonces, con sentido para el hoy, es una tarea difícil pero no imposible.
Atlántida fue el principio de una era, de la era en la que estamos viviendo hoy y la que está a punto de concluir.
Atlántida fue también el final de un proceso, tal cual el embarazo. Antes de Atlántida fue concebida la red de consciencia humana que daría marco de referencia a la especie humana en gestación. Fueron instalándose en ella los parámetros (programas) de funcionamiento humano. Se fue programando el software a medida que se construía el hardware (el cuerpo físico, químico y biológico) sobre el cual el software funcionaría. Tal cual sucede en el embarazo, en donde se gesta el cuerpo y sus cualidades fundamentales para iniciar la vida del sujeto una vez producido el parto y cortado el cordón umbilical, así también, Atlántida fue “el parto” de esta humanidad, fue el final de un proceso y el principio de una experiencia evolutiva.

En Atlántida se instala en la red de consciencia humana toda la información que ésta necesitaba y necesita para prosperar en su propósito, por el cual ha sido creada. Y, tal cual el bebé recién nacido, el cual debe respirar su aire, debe digerir su alimento, etc. la humanidad comenzó a experimentar en Atlántida las consecuencias de sus decisiones.

Era sabido, por supuesto, que las decisiones serían incorrectas, que ocasionarían consecuencias negativas. Pero es necesario en ensayo para alcanzar la destreza, es imprescindible que el sujeto tenga cierto grado de libertad para ensayar el uso del poder que ostenta y para aprender a usarlo correctamente. En esto estamos…

En Atlántida convivían las razas que dieron origen a esta humanidad y los Maestros, Sacerdotes y demás jerarquías, en una relación tal cual la que se da entre el bebé y el cuerpo de su madre mientras éste está dentro de ella y es dependiente de lo que de ella recibe. Esta convivencia nos sirvió para instalar en la consciencia colectiva, en la red de consciencia humana, la información necesaria que utilizaríamos luego, en el futuro.

Toda esta información, todo este conocimiento está instalado en la red de consciencia humana. Pero la red de consciencia humana tiene distintos niveles o capas. El primer nivel es el que podríamos llamar “público”, de “acceso gratuito” y es lo que conocemos como el Campo Morfológico. Los siguientes niveles no son públicos ni gratuitos, requieren “contraseña”, es decir, debemos elevar la vibración de nuestros pensamientos, debemos elevar la consciencia para poder ingresar a ellos. Por ejemplo, el nivel Consciencia Crística, del cual nos enseñó Jesús cuál es el Camino de ingreso, está por sobre la capa pública y gratuita (Campo Morfológico) y no está abierto a cualquiera sino solo a quienes hacen lo correcto; tal cual se dijo “la puerta es pequeña y el Camino es angosto…”

A continuación de la capa “Consciencia Crística” está la “Capa Cristalina”. En cada una de estas capas se revela y mayor nivel de información, la cual nos da poder, así como el conocimiento acerca del funcionamiento del motor de un auto da poder al mecánico sobre el auto, etc. Esta Red de Consciencia Humana, en todas sus capas, menos en la capa pública y gratuita, tiene “sistemas de protección” que sería algo así como el FireWall de tu computadora o el AntiVirus. Este sistema de protección anula el intento de violación del sistema, de hackeo…

Cuando pretendes acceder a estas capas superiores sin el permiso adecuado, cuando intentas violar el sistema, el sistema responde y elimina el proceso violatorio y a quien lo intenta violar. Así es que cuando algunos hombres de entonces, de Atlántida, de los que constituían la recién formada Especie Humana (constituida por 12 razas, algunas de las cuales fueron traídas de otros planetas, eran el remanente no ascendido de sus planetas); cuando algunas de estas razas intentaron violar el sistema y acceder al conocimiento, el cual sabían que les daría poder, provocaron la reacción del sistema y esto es lo que sucedió y que conocemos como “La Caída de la Gracia”.

Luego de este suceso que todos conocemos en mayor o en menor detalle, toda la información que estaba disponible en Atlántida, los Maestros que convivían con los humanos de entonces, todo lo que podía ser utilizado mal por el hombre, todo ello fue escondido, fue ocultado a los ojos del humano. Y solo será devuelto en la medida que el humano eleve su consciencia y deje de ser un peligro para sí mismo.

El conocimiento, el Saber que los Maestros Atlantes compartían entonces, se ha ido difundiendo de manera secreta, reservada a unos muy pocos quienes debían consagrar su vida en un sacerdocio absoluto. Los discípulos debían “salirse del mundo” literalmente, eran apartados y enclaustrados en las escuelas y templos que existieron desde la Caída de Atlántida y hasta la fecha. Gradualmente el conocimiento ha sido regresado particularmente a quienes iban y siguen despertando y gradualmente en la medida de su nivel de consciencia y compromiso con la Verdad, para que el conocimiento sea utilizado correctamente esta vez.

Sin embargo, parece que nada o muy poco hemos aprendido. Insistimos en hackear el sistema, buscamos la manera de violar la seguridad de la Red de Consciencia Humana, Crística y Cristalina, como necios, tercos que tropiezan una y otra vez con la misma pierda. Pero, detrás del hombre existen otras razas que intentan conseguir el poder que existe en esas capas de consciencia, pero sin tener que correr el riesgo. El riesgo lo corremos los seres humanos, lo que se pone en riesgo es la vida en este planeta. Estos seres son como piratas, vagan por el océano universal, galáctico, buscando oportunidades de robo; son como langostas, arrasan el suelo en su paso…

Hoy, más de 20.000 años después de Atlántida, insistiremos en lo mismo, impulsados y obligados en algunos casos, por estos seres; intentamos violar el sistema, entrar al “servidor central” y robar la información. Intentamos hackaer a la naturaleza, intentamos sustituir a Dios… en nombre de “la ciencia” actuamos como hackers… Pero, como digo, así como sucede con el científico que trabaja para un laboratorio el cual es el dueño de sus descubrimientos, nosotros somos “empleados de estos seres” los cuales son los dueños del botín que robamos en el mal uso de nuestro libre albedrío. Para estos seres, si algo sale mal, poco tienen que perder, son ellos a los que se ha llamado “los hijos de la perdición” nada tiene que perder. Pero, para nosotros, es mucho lo que está en juego.

Los empleados de estos seres, los líderes del mundo o “amos del mundo” condenan a toda la humanidad por sus actos. Mientras que sigamos en esta actitud pasiva, cómplice, corrompidos por el confort y cierta seguridad que nos dan a cambio o por el miedo que instalan en la red morfológica, mientras que sigamos así, en esta actitud vamos rumbo al precipicio, conducidos por ciegos, enceguecidos por su avaricia.

Pues, así como ha sucedido en Atlántida, volverá a suceder y será el fin de esta etapa y será el inicio de una nueva, en la cual continuarán los que en esta etapa han elevado su vibración, los que tienen el permiso correspondiente para conectar con la Capa Cristica y con la Cristalina, los que han elevado su consciencia ya tienen su lugar en la siguiente etapa. Este es el sentido del trabajo que cada uno debe hacer en cada uno y en los demás. Este es el propósito de lo que hago y de lo que vengo haciendo desde Atlántida, como tantos otros como yo, que, desde entonces, reencarnamos para cumplir con nuestra razón de Ser, en Servicio de la Luz, como jardineros que custodian las semillas sembradas, que protegen la huerta para que sus frutos no sean arrasados por las plagas…

Yo Soy La Palabra
Nicolás
🙏
Escuela de Servidores del Plan Mayor

La unión hace a la fuerza…

¡La Unión hace a la Fuerza!
Necesitamos la fuerza, necesitamos la unión…

La consciencia de unidad solo es posible si somos capaces de identificarnos con el otro y con lo otro. Solo así podremos ser empáticos con aquel y con lo que es más allá de nosotros.

La capacidad para expandir la idea del YO hacia una idea inclusiva, la cual se fundamenta ya no en un solo cuerpo y en las necesidades exclusivas y particulares de él; sino en todos los cuerpos y en todas las creaciones y sus necesidades. Es esta la capacidad Divina por excelencia, la consciencia de unidad, de amor que estamos destinados a alcanzar como la meta final y más sublime de nuestra existencia.

Sé que es un objetivo que hoy puede parecernos demasiado ambicioso o imposible, sin embargo, no solo es posible, sino que es, además, nuestra obligación y nuestro Propósito.

La principal de todas las necesidades es esta, es la necesidad de entablar unidad perfecta con todo lo que existe, por ello, debemos ser capaces de identificarnos con todo y cada cosa. Esta capacidad de identificarnos surge de la empatía ¡Es la empatía, la capacidad de identificarnos con aquel, de ponernos en su lugar, lo que nos salva o es la ausencia de ella lo que nos pierde!

Sin embargo, aún estamos lejos de esa instancia, pero no tanto. Aún existe indiferencia con lo que está más allá del YO, y aún nuestro YO es exclusivo del cuerpo y de las necesidades individuales del sujeto. Esta idea del YO en separación de lo demás nos hace indiferentes al otro y a lo que está más allá.

¿Cómo romper estas fronteras que separan y que sostienen un YO en separación y, por ende, en indiferencia? La necesidad es el camino, es la solución, la necesidad del otro. Darnos cuenta que necesitamos la fuerza y que la fuerza surge de la unión es la solución…

En el año 2012, cuando se percibía inminente un gran cambio en el mundo y en la vida del hombre, veíamos imposible ese cambio porque aún el hombre seguí en indiferencia, en desamor, en separación. Me preguntaba, por entonces, ¿cómo harán quienes administran esta realidad para lograr que esta humanidad cambie radicalmente su comportamiento y sus paradigmas? Y como cada vez que elevo mi pensamiento, El Cielo responde de inmediato y pude ver muchas cosas, algunas de las cuales me inquietaron, las mismas que plasmé en el libro “La Bestia Divina” publicado en 2004, en el último capítulo: “Apocalipsis” recordé aquellas visiones, aquel viaje Astral de la mano de estos Seres maravillosos que me dieron un recorrido por el pasado y por el futuro consecuente pero no el único futuro posible…

Entonces, pude ver de otra manera aquella misma imagen, con otra perspectiva. Y comprendí que lo “malo” que había visto en 2004 y que plasmé en el primer libro que publiqué, tenía un lado positivo. Este lado bueno de aquel suceso era, precisamente, la necesidad que todos tendríamos de cada uno y esta necesidad nos haría importantes para los demás y a los demás los haría importantes para nosotros. Me hicieron ver muchos pájaros volando juntos, miles de ellos en una sincronicidad perfecta. No entendí qué me querían mostrar hasta que la respuesta surgió como siempre, gentil y paciente…”¿cómo crees que logran volar todos juntos y sin estorbarse?” y la intuición completo la respuesta…”cada uno piensa en los que tiene próximos a él y, así, pensando todos de esta forma, logran una unidad perfecta, armónica, bella”…

Entonces, esa misma voz, la de siempre, me dijo: “amar al prójimo es hacerse uno con el otro, y solo así podrán volar todos juntos, de manera armónica, poderosa y bella”…
Me es difícil aun no responder a este tipo de revelaciones desde mi humanidad simple, es decir, con cierta dificultad para creer que esto es posible para nosotros, amarnos el uno al otro, actuar como una perfecta unidad… es difícil viendo lo que hoy vemos en el mundo, creer que un día seremos como esos pájaros en el cielo, una perfecta unidad; pero, sé que no es imposible.

Solo necesitamos la excusa, que no nos de alternativa más que unirnos para sobrevivir, para “volar”… Hoy, observando lo que está ocurriendo en el mundo, percibo el “lado bueno” de esto, y creo que se está dando la circunstancia adecuada que nos hará imprescindible la unión entre todos, pues, ya nos hemos estorbado demasiado uno al otro y no ha prosperado ninguno en su ambición.

Identificarnos con el otro, ponernos en su lugar, entender y sentir su circunstancia… lograrlo es no solo un reto sino una necesidad… pues solo la unidad hace a la fuerza.

¡Que así sea!
Nicolás
🙏

Domingos anuncio

La “sana locura”

Se dice que “loco” es quien ha perdido relación con la realidad, quien se cree una cosa que no es, quien ve realidades que no existen, es decir, quien ha perdido ligamento con esta realidad…

La pregunta que podríamos hacernos es: ¿qué es primero, la locura o la pérdida de ligamento con la realidad? es decir, el loco es loco porque ha perdido relación con la realidad o primero es loco y después pierde relación con la realidad?

Está claro que la realidad son los otros, aquellos con quienes convivimos, con quienes compartimos la vida y, sobre todo, aquellos de quienes dependemos y quienes de nosotros dependen.

Si perdemos relación con ellos, si nos desconectamos, sencillamente entramos así en un estado de locura. Dejamos de coincidir con todos y hasta con nosotros mismos, entonces, comenzamos a vivir en una realidad paralela.

Pero, ¿qué ocurriría si, por ejemplo, todos perdemos relación y conexión con la realidad y construimos una realidad paralela pero compartida y aceptada por todos? Pues, estaríamos locos pero no seríamos los únicos, sino que la locura sería colectiva, sería una “sana locura”.

Hoy todos vivimos en una realidad paralela, artificialmente creada, deliberadamente construida; vivimos en una “sana locura” pues compartimos la misma irrealidad y actuamos dentro de ella con cierta lógica, tal cual los actores al interpretar una obra de teatro, solo que ellos saben que están actuando, que esa no es su realidad…

Nos hemos creído el personaje y hemos olvidado que somos el actor… este es el estado de locura actual de la humanidad.

La inviabilidad de este estado de irrealidad, de esta “sana locura” nos libera de esta ilusión que consume el tiempo y la energía que deberíamos dedicar a lo real. Es una buena noticia la caída del velo que nos mantiene en este estado de ilusión. Sin embargo, no quiere decir esto que no sea doloroso… toda desilusión lo es.

Nos creíamos tantas mentiras, que nos era conveniente creer, hemos comprado promesas y evitamos la desilusión dolorosa sustituyendo estas promesas vencidas por otras nuevas, pateando hacia adelante la Verdad que no queremos ver para evitar la frustración y el dolor que ello nos causaría… nos auto engañamos, negamos la realidad, queremos tapar el sol con la mano….

Es tan desagradable la desilusión como una cruda, como la resaca luego de la borrachera… pero es el único camino hacia la lucidez… en la borrachera somos peligrosos para nosotros mismos y para los demás… por ello, solo en la lucidez podremos recuperar el poder que se nos ha quitado, precisamente para nuestro bien.

Debemos salir de la sana locura, debemos abandonar la borrachera, debemos dejar de consumir lo que nos mantiene en ese estado de irrealidad… debemos aceptar la cruda, la resaca… es el único Camino hacia la lucidez, hacia la restitución del Poder…

Quien quiera oír, que oiga.

Nicolás
🙏

Domingos anuncio

¿CÓMO VENCER A LOS OSCUROS Y A LA OSCURIDAD?

Si tú le das consentimiento a la oscuridad, la Luz no intervendrá y será la oscuridad la que gobierne, de todos modos, todos cosecharemos las consecuencias de ello… Solo cuando tú usas correctamente tu libre albedrío, entonces la oscuridad no tiene poder y la Luz prospera…

Los oscuros actúan como entidades contra las cuales comprobamos nuestra madurez Espiritual, es decir, nuestra consciencia. Si! dan un servicio a la Luz, por supuesto… y nosotros les damos trabajo y excusa cada vez que usamos mal el libre albedrío.

En la medida que ellos triunfen, en realidad, lo que esto significa es que aún seguimos inmaduros, significa que no es tiempo aún de “romper la cáscara del huevo”… solo cuando el pichón está listo para salir, solo allí debe romperse la cáscara, pues antes de ello el pichón no prosperaría en la nueva realidad… Pues bien, así nosotros…

¡Comprende esto! tú das el poder a la oscuridad cada vez que actúas desde la ignorancia; cada vez que usas mal tu poder, alimentas la oscuridad y fortaleces al oscuro; pues, como te digo, el oscuro existe porque existe la inmadurez Espiritual del hombre, la inconsciencia. Ellos son los Verdugos que ejecutan la condena, pero el “delito” lo cometemos nosotros…. de lo contrario, NO tendrían poder alguno sobre nosotros.

¿Cómo nos liberamos, entonces, de los oscuros y de sus trampas y engaños? saliendo de la inconsciencia, de la ignorancia, buscando la Verdad, el Saber, la Luz…. Para guiarnos en el Camino que nos lleva de la ignorancia hacia el Saber que nos libera, han encarnado Guías y existen Canales que difunden y comparten el Saber…

Todas las cualidades que se nos han dado implican el compromiso de llevarlas a su máxima expresión. La cualidad del razonamiento debe ser desarrollada, la cualidad del discernimiento también; pero, fundamentalmente, la cualidad de la libertad… la cual hace posible el desarrollo de todas las demás……

Más respuestas, más preguntas que debemos formularnos… Los domingo a las 10hs de México, por ZOOM, charla & meditación, abierta y gratuita!

Saludos,
Nicolás
🙏

Crecimiento Personal

Portada Charla #2 DOMINGOS

CHARLA & MEDITACIÓN
DOMINGOS 10hs (hora de México)
—————————————————————————-
DOMINGO 12/4
“Crecimiento Personal”
El crecimiento personal implica el desarrollo de las capacidades que resuelven todas las necesidades. De manera tal que el fruto de la capacidad neutraliza la demanda de lo necesario para la existencia humana y para el propósito del Ser, por lo cual ha encarnado.
Las necesidades son obligaciones que contraemos con el solo hecho de existir. Las capacidades para resolver estas necesidades, para cumplir con nuestras obligaciones, son nuestro patrimonio, nuestro principal activo. Pero, de nosotros depende el desarrollo de las capacidades, así como del jardinero depende el cuidado de la huerta. Tenemos el derecho de desarrollar nuestra capacidades, tenemos el derecho de resolver las necesidades, de cumplir nuestras obligaciones, para ello se nos otorga la libertad, el Libre Albedrío.
Sin embargo, no siempre usamos correctamente nuestra libertad, tanto por ignorancia como por condicionamientos externos voluntarios, de quienes pretenden impedirnos el logro de este objetivo, e involuntarios de quienes actúan por ignorancia.
La búsqueda del camino correcto, de la decisión acertada, es EL CAMINO; es la manera de crecer y empoderarnos ante la necesidad y ante la adversidad (la adversidad creada deliberadamente para comprobar nuestra madurez en la capacidad)…

El domingo, hablare de este tema…. escríbeme por Whatsapp si quieres participar en estas charlas y meditaciones de los domingos.

Saludos,
Nicolás
🙏

Whatsapp: +521 477 3737300

Viajes Astrales por las noches…

La imagen puede contener: una o varias personas

Por las noches, cuando el cuerpo duerme, otros aspectos de nosotros siguen despiertos y viven experiencias.

Cuando la biología descansa, la mente, parcialmente libre de los condicionamientos que la materia le impone durante el día, experimenta naturaleza a-temporal e intangible y comparte esa dimensión con otras entidades, también mentales.

En esa capa de la realidad, a la cual podemos llamar astral o, simplemente, mental; existen distintas frecuencias, así como las notas musicales que componen una octava, del mismo modo, dentro de la misma octava astral, existen distintos tonos vibracionales, unos muy bajos y más cercanos a la densidad de la materia y otros más elevados y más sutiles, más cercanos a la Fuente.

En esa dimensión Astral existen seres de todo tipo, densos, regresivos, negativos, quienes se alimentan de otros tal cual larvas. Estos seres o entidades regresivas, del bajo astral, tratarán de persuadirnos para crear pensamientos (cuando estamos despiertos) o sueños (cuando estamos durmiendo) de modo tal que nuestra vibración baje a las frecuencia del miedo, de la ansiedad, del enojo, etc.

Pero, el momento más vulnerable para nosotros es cuando dormimos, allí, si no somos conscientes de lo que sucede, lo cual estoy explicando muy brevemente aquí, entonces, quedamos a merced de estas entidades del bajo astral y pueden inducir sueños, pesadillas que nos alteran y reducen la vibración inclusive durante el día posterior a la pesadilla.

Es importante, por ello, antes de dormir focalizar los pensamientos y las emociones en temas que nos eleven. Escuchar música que eleve la vibración o simplemente recordar momentos de nuestra vida que nos llenen de alegría y esperanza. Si nos vamos a dormir con la vibración alta, difícilmente nos crucemos a esos seres del bajo astral en nuestro viaje durante el sueño.

Si eres de meditar, entonces, lo que puedes hacer en la meditación previa al sueño, es pedir a tus Guías que te lleven a los Templos de Luz mientras tu cuerpo duerme y que reparen en ti lo que debe ser reparado para que recuperes la armonía y la confianza en el Todo.

En estos momentos, ante el alboroto que existe en la mente colectiva, el bajo astral está viviendo un frenesí tal cual los osos que esperan al cardumen en las rompientes… el miedo colectivo, el pánico que se está sembrando deliberadamente es un festín para estas entidades. Por ello, para evitar que seamos un plato fácil para ellos, debemos trabajar la vibración al menos antes de dormir.

Espero que esta sugerencia te ayude a atravesar las noches sin pesadillas y que, además, puedas elevarte y ser sanado en los Maravillosos Templos de Luz que tienen sus puertas abiertas a todas las almas dispuestas.

Bendiciones!
Nicolas Niglia
🙏

#viajeastral

Nosotros somos el virus.

La imagen puede contener: agua La imagen puede contener: flor

La especie humana se comporta como un virus, somos nosotros el virus. Interferimos el sistema de vida planetario, la salud del planeta, su orden natural; tal cual un virus lo hace con nuestro cuerpo. Y tal cual un virus, intentamos hackear el sistema que invadimos y servirnos de él sin considerar las consecuencias. Los virus son inteligentes, pues a medida que se acostumbran a los antibióticos, éstos pierden efectividad y se hace necesario un remedio de mayor poder.

El ser-humano utiliza su “inteligencia” para neutralizar las defensas del sistema planetario, de la naturaleza. Los descubrimientos científicos son información que sirve para este propósito, en vez de recapacitar y cambiar los comportamientos, hacemos lo contrario, cuanto más sabemos más poderosos nos volvemos en contra del equilibrio del planeta.

Pero, cuando hablo de “planeta” y del “orden natural” no me refiero a la selva o a los mares… nuestro cuerpo es una parte del planeta y está ligado directamente a él y a su suerte. Por ello, todo lo que le hacemos al planeta se lo hacemos a nuestro cuerpo y todo lo que hacemos al cuerpo lo hacemos al planeta.

Somos un virus, peligroso, poderoso, debido a la inteligencia que nos asiste. Pero no tan inteligentes, pues las consecuencias de nuestras malas decisiones, impulsadas por una codicia que nos enceguece, nos están dando a probar nuestro propio veneno. Del mismo modo que el virus que mata al cuerpo humano muere con el cuerpo o, al menos, se queda si un cuerpo en el que vivir, entonces, cualquier persona sensata diría: “qué virus tonto, mejor cuidar el cuerpo del que depende para existir, antes que matarlo…” pues así de tontos somos los seres humanos, estamos matándonos de a poco…

La codicia y la ambición sin límites, nos ha traído a esta instancia. En varios países los precios de los insumos imprescindibles han aumentado dos, cuatro o más veces de lo que valían antes de declararse el pánico por el Coronavirus.
Pero esto no solo sucede en estas circunstancias extraordinarias, cotidianamente el hombre se aprovecha del hombre, como un depredador inescrupuloso, hackeando los sistemas de defensa naturales que intentan mantener un equilibrio, para nuestro propio bien…

Está claro que nos merecemos esto que estamos viviendo, pues no existe injusticia, ¡TODO ES PERFECTO! Pero con aceptar que es merecido, no alcanza, debemos entender por qué nos merecemos esta realidad, este “castigo”. Es aquí, una vez más, cuando una de mis principales consignas, que difundo desde hace tiempo, toma relevancia: “SABER ES PODER” debemos buscar el saber, debemos aprender a vivir, para vivir bien. Pues hay un modo correcto de vivir y otros que no lo son, todos los que no coinciden con el modo correcto, son incorrectos y nos condenan a padecer las consecuencias, pues el cuerpo planetario se defiende tal cual nuestro cuerpo lo hace cuando es atacado por una bacteria, por un virus o por cualquier elemento desestabilizante y amenazador de su equilibrio.

La ambición nos ha llevado a esta situación, actuamos como niños consentidos y caprichosos, queremos lo que queremos sin importarnos si nos corresponde o no, si es oportuno o no, sin paciencia y sin tolerancia. Hackeamos al sistema humano y neutralizamos sus defensas con drogas, con entretenimientos, con suplementos artificiales, en vez de corregir el mal comportamiento. Hackeamos al medio ambiente, hackeamos la vida…y la vida responde. Y, aquí, otra de mis famosas consignas toma relevancia también: “si te pones en contra de la vida, pones a la vida en tu contra” y esto es Ley…

No es culpa, ni es responsabilidad exclusiva de los líderes del mundo, ni de los empresarios y dirigentes de las grandes corporaciones. Todos actuamos con la misma avaricia y con el mismo capricho por el cual no medimos consecuencias a la hora de ir por lo que pretendemos, ya sea un trabajo, un auto, una pareja, un celular nuevo, un puesto en la empresa o el cargo de presidente de la nación…

¡La humanidad está siendo exhortada! Senos pide un cambio radical y no es chiste… como al niño que ha llegado demasiado lejos con su mal comportamiento, se nos están terminando las salidas y las excusas; o nos ajustamos al Orden, o se termina el juego…

Es importante, por ello, recapacitar y hacer los cambios que es necesario hacer, primero en lo individual y luego, su consecuencia natural se reflejará en lo colectivo. Suelta y confía, así como mi querida madre me ha dicho estos días, más de una vez, “hijo, suelta y confía…” tan sencillo como eso, soltar y confiar, actuar con buena intención, pretender lo bueno para uno y para todos, pensar con consciencia de unidad, es decir, pensar en el bien de todos y no solo en conseguir uno lo que pretende sin que nos importe nadie más.

Son tiempos de cambios profundos, son tiempos de regresar a la senda luego de milenios de actuar desconectados, extraviados, perdidos… Son tiempos de arrodillarse ante PADRE-MADRE DIOS, ante EL SER, ante LA PRIMERA CAUSA, ante LA CONSCIENCIA ÚNICA Y TODOPODEROSA YO SOY… (como quieras llamarlo/a). Comencemos cada uno en nuestro universo personal.

“Busca el Reino, que todo lo demás te será dado por añadidura…”

ASÍ SEA; ASÍ ES.

Saber es Poder!
Nicolás
🙏