Cómo utilizar la energía para atraer dinero…

Que cada uno saque sus propias conclusiones de esto que digo, sé que el dinero es un tema que despierta mucha controversia, prejuicios y exalta los estados primitivos del ser humano (supervivencia). Trataré de ser lo más claro y objetivo posible a fin de no herir susceptibilidades.

El mundo en el que vivimos es resultado de la acción de los hombres, me refiero al mundo del hombre, al juego de las relaciones y del intercambio que a diario jugamos. Los hombres tenemos la capacidad de elegir entre las opciones que se nos presentan en cada circunstancia, por lo menos entre aquellas que somos capaces de percibir. Es decir que el mundo es resultado del Libre Albedrío del hombre y esto es totalmente legítimo pues, el Libre Albedrío es una cualidad natural y propia del ser humano.

El mundo, como un juego que todos jugamos por el solo hecho de estar aquí, tiene sus reglas, y estas son aceptadas por los seres humanos (más allá de que algunos no las acepten, pero esto no cambia estas reglas que rigen el juego, por lo menos hasta hoy). Dios, El Cielo y los Seres Divinos, respetan esta capacidad de elección y no interfieren en nuestra realidad sino solo cuando se lo pedimos y siempre y cuando su participación no provoque la violación del libre albedrío de otro ser humano, se nos dijo: “A Dios lo que es de Dios, y al Cesar lo que es del Cesar”.

Cuando utilizamos las energías, el conocimiento que viene del Cielo, para pedir, conseguir y/o atraer dinero o cuestiones de este mundo (una pareja por ejemplo) lo que estamos haciendo es pedirle al Cielo que rompa el libre albedrío del mundo y nos favorezca a nosotros. Las reglas son claras! el que quiere lo que el mundo da debe negociar con el mundo, debe embarrarse, debe jugar el juego del mundo… con el dinero del mundo nada se compra en el Cielo, y con la Virtud nada se paga en el mundo sino con dinero, por ello, cada cosa en su lugar y el lugar para cada cosa

El Cielo no va a intervenir en las cuestiones del mundo, como no interviene en tus cuestiones pues se respeta tu libre albedrío y el de todos los seres humanos! el dinero es un elemento natural y propio de este mundo e involucra no a una sola persona sino a todas ellas! por lo tanto, cuando usamos las energías del Cielo, “la Luz”, para conseguir dinero estamos corrompiendo la energía, estamos haciendo simple y sencillamente “magia negra”. Y todo fruto que no surge del amor, por más bella que sea su imagen, por dentro estará podrido.

Además, estamos siendo egoístas pues no estamos pidiendo un mundo justo y abundante para todos, sino que pedimos “atraer a nuestra vida dinero”… Si por lo menos pidiéramos la intervención del Cielo para el bien de todos los seres humanos, creo que al menos seria considerada nuestra petición. Cuando pedimos dinero al Cielo, estamos siendo impulsados por un principio de necesidad y condicionalidad pues el dinero es limitación y condicionamiento, todo lo contrario de lo que la abundancia significa (suministro eterno e inagotable de Vida) Venimos del Cielo a experimentar la vida en la carne del ser humano que somos, no pidamos al Cielo lo que se consigue en el mundo, pidamos al Cielo, en tal caso, claridad para comprender por que hemos venido a este mundo y hagamos lo que hemos venido a hacer.

Si nos falta dinero, no reaccionemos linealmente y automáticamente a la necesidad, comprendamos por qué nos falta dinero! Pues solo cuando lleguemos a la raíz del asunto, entonces, habremos resuelto la falta de dinero pues ya no tendrá sentido esa circunstancia en nuestra vida. SI tu respuesta es que te falta dinero porque te has quedado sin trabajo, no! esa no es la raíz, debes ir mucho pero mucho más profundo, como hace el niño, preguntando siempre “por qué?”….

Cuando te quedas sin dinero, tu problema no es la falta de dinero, más allá de que surjan problemas a causa de esto, sino que el verdadero problema, el problema raíz es otro y posiblemente no tenga nada que ver con cuestiones de dinero sino más bien con tu actitud hacia la vida, con tu compromiso con vos mismo, con tu vocación, con tu esencia, con el compromiso hacia los demás, con el AMOR.

Personas con dinero pueden vivir sumidas en la carencia y en la miseria tanto o más que aquellos que no tienen dinero pero otros, que no tienen dinero, sin embargo pueden vivir en armonía con la vida, ejerciendo su voluntad, expresándose a través de su esencia, de su vocación, comprometidos incondicionalmente con la Vida, dándose y dando lo mejor de sí mismos.

El dinero no debe ser un objetivo, sino una consecuencia, cuando el dinero es objetivo es muy probable que vivas circunstancias de falta de dinero o bien que aún teniéndolo vivas restricciones y miserias de otro tipo…

Saludos
NIcolas Niglia

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s