¿Vivimos en estado de sitio?

Sitiar es cercar, acorralar, hacer que una persona, ciudad o nación no tenga más remedio que aceptar lo que se le propone. No requiere mucho más análisis que éste, está claro que vivimos en estado de sitio. Pues, no hacemos lo que quisiéramos sino que hemos cedido a lo que el mundo demanda de nosotros para darnos, a cambio, lo que nosotros necesitamos del mundo.

El sitio es una de las tácticas que usan los militares para conquistar una ciudad, pero no es exclusivo de la guerra ni de los militares. Primero se rodea la ciudad, se le cortan los suministros y toda comunicación con el exterior de esa ciudad, y luego se espera que la necesidad insatisfecha y la desesperación de la gente borre toda voluntad de defenderse y, así, la ciudad cae, se rinde sin batallar o bien es conquistada sin tanta resistencia.

Esta práctica de conquista ha mutado en nuevas estrategias de sitio, las cuales no involucran despliegue militar para sitiar a una nación sino que lo logran a través de otros medios no tan explícitos de su voluntad real. Es decir, rodear un país con un ejército es una expresión explícita de una voluntad clara de conquistar esa nación, lo cual suscitaría la inmediata resistencia de los nacionales. Entonces, para evitar el elevado costo que implica tomar conquistar una nación a través de la acción explícita de invadirla y dominarla, se utilizan métodos que son tan efectivos como el sitio militar pero que no revelan la verdadera intención, entonces la gente no sabe por qué vive “como si estuviera sitiada” limitada y en escases,  cuando no hay un “enemigo a la vista” que la esté sitiando… y es esta la ideal de “nuevo conquistador”, que nadie sepa cómo y cuando está siendo conquistado y dominado a fin de que el conquistado no oponga resistencia al conquistador.

Hoy, el mundo está bajo estado de sitio, es decir, rodeado por una fuerza, invisible, que corta el suministro a aquellas personas, ciudades, países o continentes (bloques de países) si acaso éstos se resisten a ella; una fuerza que limita la comunicación y desinforma para que nunca sepamos que estamos siendo conquistados y que vivimos bajo el dominio de esta fuerza invasora y para que jamás podamos reconocerla; y, si no hay enemigo ala vista, entonces, no hay de quién defenderse ni nada a lo que resistirse. 

Cuando no puedes ver a tu enemigo pero te llegan sus disparos, caes en lo que se llama “fatiga de combate”. Es decir, pierdes la voluntad, te sientes incapaz de frenarlo pues no lo ves, no eres capaz de reconocerlo, estas como con los ojos vendados. Este es el propósito de la desinformación y de la falta de información, que no seas capaz de reconocer la fuerza invisible que nos ha conquistado, que nos mantiene en un estado de dominio invasivo y que sitia a quien se resista cortándole todo suministro y marginándolo del mundo.

Pero, existe una fuerza aún mayor que esa que nos ha sitiado y conquistado, esta fuerza mayor no es combativa, no se sirve de los mismos recursos de destrucción y persuasión que utiliza la fuerza conquistadora. La Fuerza mayor nos libera no   atacando a quien nos domina sino estimulando la comprensión, “abriéndonos los ojos para que veamos con claridad”, otorgándonos consciencia.  Pues, cuando ves a quien te está dominando, a quien impone su ambición, a quien produce la escases deliberadamente para controlarte, entonces desaparece la “fatiga de combate”, regresa la voluntad y comienzas el proceso de liberación a través de una resistencia constructiva, es decir, utilizas el mismo criterio que esa Fuerza mayor ha utilizado sobre ti y comienzas a “abrir los ojos a los demás”, quienes como tú habían perdido la voluntad pues no eran capaces de ver más allá de lo que el mundo los mostraba.

estado de sitio 

Y así, de la unión de los que ven surgirá la fuerza que hará resistencia al dominio y a la imposición, resistencia silenciosa, pacífica y constructiva, la cual alcanza no solo a los dominados sino también a los conquistadores.

Saludos, Nicolás Niglia

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s